La atracción entre el oidor y María Antonia es inocultable. El nuevo oidor tocó a la puerta de María Antonia y le confesó su amor. Le llevó un detalle, como prueba de que ella estuvo siempre en sus pensamientos, le besó la mano y se marchó.

Simón recibe la peor de las noticias: su esposa tiene fiebres malignas.
Aferrado a la vida de su amada, El Libertador hizo todo lo que estuvo a su alcance para salvar a María Teresa; pero descubrió que la enfermedad de ella no tenía cura.

Bolívar despide a María Teresa con una emotiva y dolorosa promesa. “Tomaré sus virtudes y las haré mías, me llenaré con su alegría y prometo honrar su generosidad replicándola con quienes lo necesiten… usted será mi esposa por siempre”, juró Simón.

Bolívar Capítulo 12 – Jueves 3 de Octubre 2019